DestacadasJusticia

Dos adolescentes fueron amenazadas de muerte por sus novios: uno usó un arma de fuego y el otro la golpeó brutalmente

El último de los graves episodios de violencia de género ocurrió en el departamento de Ullum durante la jornada del jueves. Un adolescente de 16 años llegó a la casa de su exnovia de 15 y con un arma de fuego, tipo revólver calibre 22 corto,  la amenazó de muerte.

 

El caso ocurrió durante la noche del 15 de octubre en el interior del barrio Margarita. La joven, quien es mamá de un pequeño de un año, fue sorprendida por el padre del bebé y tras una discusión sacó el arma de fuego y la amenazó. La extrema situación de violencia fue advertida  por varias personas que dieron aviso al 911.

 

Una vez que personal policial llegó al lugar encontraron al agresor en estado de alteración y luego de calmarlo hallaron un revólver calibre 22 corto. Además, tenía 5 cartuchos y 9 vainas servidas del mismo calibre.

 

El menor fue aprehendido y trasladado a sede policial  quedando a disposición del  1º Juzgado Penal de la niñez Adolescencia y Familia sumario  195/20 caratulado como portación ilegítima de arma de fuego. Según se pudo saber, la víctima venía sufriendo episodios de violencia sexista por parte del agresor de hacía tiempo y la situación era conocida por varias personas.

 

Otro grave caso

El violento episodio se dio en el barrio Teresa de Calcuta de Pocito. Un joven golpeó a su novia de 16 años y le provocó una fuerte hemorragia en la cabeza y los brazos. Luego le exigió que se bañara. Cuando la joven salió la cambió de ropa y la amenazó con ahorcarla con un cable de USB. Una amiga que había sido testigo de toda esta situación, le dijo a este hombre que se calmara, pero este la amenazó de muerte si no se callaba.

 

En el momento que pasaba este acto de violencia, otros amigos que estaban con la muchacha llamaron a la Policía, que se presentaron por el lugar y detuvieron a este sujeto.

 

La joven damnificada tuvo que ser trasladada de urgencia al Hospital Rawson y después de ser asistida fue derivada a la Comisaría de la Mujer donde realizó la denuncia contra el agresor.

 

Por ahora resta esperar las resoluciones que tome la Justicia local. El primer caso quedó en manos del juez Jorge Toro y hasta el momento no se tuvo en cuenta -al menos lo que informó personal policial- el contexto de violencia de género, ni la figura de amenazas. En el segundo caso intervino el fuero de Flagrancia y caratuló el hecho como lesiones leves agravadas por el vínculo y violencia de género en concurso real con amenazas Simples.

 

Si sos víctima de violencia de género podés pedir ayuda a la Dirección de la Mujer que puso a disposición una nueva línea telefónica para la asistencia y contención de víctimas ante situaciones de violencia por motivos de género. Desde ahora, las 24 horas del día, se podrá enviar un mensaje de WhatsApp al 264-486-5622.